Árboles singulares de la comarca de Guadarrama

Pradera de los Guindos

Especie
Varias especies
Paraje
Los Guindos-MUP nº 39
Coordenadas
Latitud: 40° 42´ 18,66´´ N
Latitud: 04° 07´ 46,74´´ O
Altitud
1115-1250
Motivo de singularidad
Presencia en una misma zona de un gran número de especies vegetales
Grado de singularidad
Media
Forma de acceso
A pie
Pradera de los Guindos

1/11: Encina (Quercus ilex) situada en la parte más alta de la pradera

Pradera de los Guindos

2/11: Vista general de la pradera con rebollo (Quercus pyrenaica) al fondo

Pradera de los Guindos

3/11: Encina (Quercus ilex) acompañada de distinta vegetación arbustiva y herbácea

Pradera de los Guindos

4/11: Detalle de la flor del escaramujo o rosal silvestre (Rosa canina)

Pradera de los Guindos

5/11: Detalle del cambroño (Adenocarpus hispanicus)

Pradera de los Guindos

6/11: Flores de majuelo (Crataegus monogyna)

Pradera de los Guindos

7/11: Detalle de hojas de espliego (Lavandula stoechas)

Pradera de los Guindos

8/11: Panorámica desde lo alto de la pradera

Pradera de los Guindos

9/11: Detalle de hojas y flores de encina (Quercus ilex)

Pradera de los Guindos

10/11: Endrino (Prunus spinosa)

Pradera de los Guindos

11/11: Saúco (Sambucus nigra)

Este paraje alberga una buena diversidad de las especies arbóreas y arbustivas más abundantes del municipio de Guadarrama.

Descripción

La existencia desde muy antiguo en esta zona del aprovechamiento ganadero ha hecho que en este lugar la regeneración de la vegetación arbórea haya sido difícil. A pesar de ello, podemos contemplar algunos ejemplares arbóreos acompañados por una rica vegetación arbustiva, dominada por la presencia del cambroño cuyas flores amarillas llenan de color el paisaje en los meses de mayo y junio.

Principales arbustos

Cambroño (Adenocarpus hispanicus):

Arbusto sin espinas que puede llegar a alcanzar cerca de 2 m. con las hojas trifoliadas y las flores, muy olorosas, en racimos terminales de color amarillo-anaranjadas. Habita en las zonas montañosas sobre terrenos silíceos del centro y occidente de la península. El nombre científico, Adenocarpus, hace referencia a su fruto, una legumbre cubierta de puntos glandulares.

Espliego (Lavandula stoechas):

Pequeño arbusto aromático con hojas largas y estrechas y flores de color morado, rematadas por un penacho de brácteas. El nombre del género deriva del verbo latino lavo que significa lavar, habiéndose utilizado para la obtención de perfumes. También se la conoce como cantueso o Hierba de San Juan ya que se vendía el día de San Juan en la Plaza Mayor de Madrid.

Endrino (Prunus spinosa):

Arbusto espinoso muy ramoso. Las flores, de color blanco son muy numerosas. El fruto, las endrinas, es redondeado y de color azul-oscuro o negro. De él se obtiene el pacharán. Muy extendido en toda la península, especialmente en la mitad norte.

Principales arbustos

Escaramujo (Rosa canina):

Arbusto muy enmarañado con espinas en forma de garfio, también llamado rosal silvestre. Sus hojas son compuestas, y las flores cuentan con cinco pétalos libres de color blanco o rosado. El fruto llamado escaramujo o tapaculo es alargado y de color rojo, tiene propiedades astringentes. Muy abundante en toda Europa.

Saúco (Sambus nigra):

Arbusto o arbolillo que puede alcanzar los 5 m . Las hojas, de gran tamaño, son compuestas con el borde aserrado. Las flores son muy pequeñas y de color blanco agrupadas en ramillos terminales. Sambucus deriva del griego sambuce que significa flauta, por haberse utilizado sus tallos para la fabricación de este instrumento. Tiene propiedades medicinales y acción diurética y laxante.

Principales árboles

Pino silvestre (Pinus sylvestris):

El pino más abundante de la sierra madrileña también está representado en la Pradera de los Guindos. Lo más característico de él es el color anaranjado de su tronco al desprenderse su corteza y sus acículas y piñas de pequeño tamaño.

Encina (Quercusilex):

La especie más abundante en la península se encuentra aquí con ejemplares aislados y de poco porte. La encina florece en primavera y son muy abundantes y llamativos los amentos masculinos colgantes de sus ramas.

Fresno (Fraxinus angustifolia):

En las zonas más húmedas de la pradera podemos contemplar algunos ejemplares que conviven armónicamente con la vegetación arbustiva y que tiñen de colores dorados la pradera en el otoño. Rebollo (Quercus pyrenaica): El roble de la sierra de Madrid se caracteriza por sus hojas lobuladas con el envés aterciopelado, sobre todo cuando acaban de brotar. Su fruto, la bellota, madura como en la encina en el otoño y es de mayor tamaño que el de ésta. Ha sido una especie muy utilizada para la obtención de leña.

Principales árboles

Majuelo (Crataegus monogyna):

También conocido como espino albar es un arbolillo de hasta 10 m de altura. Sus hojas son triangulares y lobuladas, muy parecidas a las del perejil y sus flores blancas forman ramilletes olorosos. Los frutos son globosos y de color rojo y se denominan majuelas. Son comestibles y su textura es semejante a la manzana.